Postres para diabéticos – Cumpleaños de mi nieto.

Te saludo en este día tan especial para nosotros.

Hace 3 años, mi nieto tenía menos dos horas (a la hora que estoy escribiendo ésto), es decir faltaban 2 horas aún para vernos cara a cara.

Pesó 4,150 Kgs. al nacer. Siempre ha tenido un percentil más alto de la media.

Y hoy, 3 años después, toda la familia vamos a celebrar y a recordar por tercera vez aquel acontecimiento.

Y, por supuesto que no va a faltar la tarta de cumpleaños: ninguna diabetes infantil va a impedir que nuestro niño tenga su tarta de cumpleaños, como todos los niños (bueno, no todos los niños porque hay millones de niños menos afortunados que seguramente ni saben lo que es una tarta de chocolate, pero ese es otro problema… y más grave que la diabetes mellitus).

¿Quién ha dicho que no existen los postres para diabéticos? ¿quién dice que los diabéticos no pueden tomar postres?. Un día se puede pecar, claro que sí.

Para la ocasión, su madre le ha hecho una tarta casera (que intenta ser una “mariquita” de chocolate, aunque el resultado no se le parece mucho), a base de bizcocho adornado con chocolate: harina, huevos, leche desnadata, chocolate sin azúcar, azúcar (mucho menos de lo normal; mejor el azúcar que los edulcorantes artificiales tipo sacarina, según el endocrino) aunque podía haber usado también fructosa… y algún que otro ingrediente.

En total, según la cocinera, 1,700 gramos de tarta con 52 raciones de hidratos de carbono en total (hay que contar todos los hidratos de carbono).

Cuando llegue el momento y apague su velita con el número 3, le pesaremos un trocito, calcularemos cuántas raciones tiene ese trocito y como en la merienda le corresponde tomar 2 raciones, procuraremos que no se pase de esa cantidad.

De todas formas, como lleva hidratos de carbono rápidos (el azúcar), y dependiendo de los valores de glucosa en sangre que tenga antes de empezar la fiesta, pues puede que necesite una pequeña cantidad de insulina rápida (media unidad).

Y después a jugar con los demás niños y que se divierta como los demás niños: es lo que quiero que entiendas, controlando los niveles de glucosa, los niños diabéticos pueden hacer su vida normal y aunque ciertos alimentos están prohibidos (el azúcar de la tarta por ejemplo), pues un día que “peques” NO pasa nada.

Bueno, pues ya te dejo aquí con la foto de esta “mariquita” antes de ser devorada por mi niño diabético y por los demás, que no lo somos, pero antes, díme ¿tú qué opinas de “pecar” un día así?.

Postres para diabéticos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s